23-12-2014

En 2015, el automóvil brillará con luz propia

El año 2014, ha sido sin duda el año de la esperanza. Este año ha alumbrado con más luz a muchos sectores y personas. Hemos visto que gracias al esfuerzo conjunto público-privado, se han conseguido grandes avances económicos y se ha tomado un rumbo nuevo hacia el crecimiento y hacia la industrialización.

En este sentido, la industria del automóvil ha aportado mucho. Los fabricantes instalados en España, han tomado decisiones orientadas a hacer compatibles los niveles de actividad de las fábricas, el sostenimiento flexible y razonable del empleo, la mejora de la eficiencia y mucho más, aportando valor añadido y crecimiento económico. Además, se ha conseguido crecer en mercado, producción, exportación, etc… Todo esto ha sido gracias a la aportación de cada una de las personas que pertenecen a este sector. En mayor o en menor medida, todos ellos han sido clave para mejorar la situación de las factorías y encaminarlas hacia un futuro mucho más seguro. Los deseos de todas estas personas, son los vehículos que fabrican y aspiran a verlos después rodar por las ciudades y carreteras. Gracias a esa ilusión reflejada en cada coche fabricado, han conseguido hacer felicites a una gran parte del planeta.

También, buena parte de estos sueños se han hecho realidad por el impulso de los Planes PIVE, PIMA Aire y ahora el reciente y novedoso PIMA Transporte. Estos programas están siendo y serán hasta encontrar la estabilidad deseada, los principales artífices de que el mercado de vehículos haya tomado un color mucho más cálido que años anteriores. Estos planes, han sido una oportunidad para cambiar ese coche viejo y contaminante, o la furgoneta antigua e incómoda, por vehículos nuevos y llenos de tecnología para ayudar a reducir las emisiones contaminantes y para mejorar la siniestralidad de las carteras. Además, el confort de todos los componentes interiores hace que la conducción sea placentera y muy confortable, aportando al conductor y a los acompañantes la comodidad que a todos nos encanta experimentar. No quiero olvidar al vehículo industrial, tan importante para la economía del país y que a partir de ahora podrá ser el mejor compañero de viaje para los usuarios de este tipo de vehículos.

Ahora, es momento de reflexión y tenemos que reconocer y felicitar al automóvil por todo lo que ha conseguido por mejorar la situación de años atrás. Pero no podemos olvidarnos de todo lo que queda por hacer. Hay que seguir trabajando en todos aquellos aspectos relacionados con la competitividad. Necesitamos una política industrial encaminada a mejorar la competitividad en factores como la logística, la I+D+i, los temas laborales, la fiscalidad, la formación, etc. Esto hará que sigamos siendo un país favorecedor para los inversores y la adquisición de nuevos modelos en las fábricas españolas, hasta alcanzar los 3 millones de vehículos fabricados.

Si nos unimos por un mismo objetivo, los sueños del automóvil brillarán con más luz en 2015:

• 1 millón de vehículos vendidos
• 2,6 millones de vehículos producidos
• 20.000 M€ en exportaciones
• Nuevas inversiones en España

El deseo para 2015, es lograr un modelo económico de mayor calidad y valor añadido.

¡¡¡¡¡¡¡Feliz Navidad y un próspero año 2015!!!!!!!

Publicado por María de Marco

Blog ANFAC

 

Búsqueda por fecha

 

 

 

 

 

 

 

www.flickr.com

 

 

 

© 2012 Anfac • Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones